Facebook ahora te conocerá aún mejor gracias a lo nuevo de WhatsApp, ya que a partir de ahora compartirá información con la red creada por Zuckerberg.

Esto implicaría que compartirían datos de sus usuarios, específicamente número de teléfono y el número de veces que se conecta a la misma.

El plan maquiavélico del Gigante de las redes es conocer mejor a su cliente para ofrecer contenido que sea más atractivo a sus usuarios; es por ello que se alían con Instagram y WhatsApp.

No pierde oportunidad de conocerte desde todas las perspectivas abriendo nuevas puertas para seguir manteniéndote adicto a él.

De esta forma, Facebook conecta las empresas adquiridas –como Instagram– para sacar el máximo provecho de sus servicios y plataformas.

ASÍ LO ANUNCIAN EN EL BLOG DE WHATSAPP:

“Aunque colaboremos con Facebook en los próximos meses, tus mensajes cifrados continuarán siendo privados y nadie más podrá leerlos. Ni WhatsApp, ni Facebook, ni nadie más. No publicaremos o compartiremos los números de WhatsApp con otros, incluyendo a Facebook; ni le venderemos, compartiremos o daremos tu número de teléfono a anunciantes.”

Sin embargo, no todo queda ahí. Existe la posibilidad de que esta nueva recolección de datos se utilice incluso para las sugerencias de amistad de Facebook. Esa lista de personas, a veces enigmática por llegar a incluir a personas que llevabas años sin tener rastro ni vía alguna de acceso a ellas, ahora será aún más detallada y podrá dar pie a más sorpresas que deriven en ese pensamiento que empieza a darnos vueltas, e incluso nos da un poco de temor: “Facebook me conoce demasiado bien”.

¿Y SI NO QUIERO COMPARTIR MI INFORMACIÓN?

television showing man using binoculars

El usuario puede negarse al uso publicitario que se hará de sus datos, yéndose a configuración dentro de su aplicación WhatsApp, y en la opción “cuenta” desactivar la opción de compartir información a Facebook. Sin embargo seguramente esto no evitará que más adelante el propósito de compartir información entre ambas redes se siga dando.

Actualmente la tecnología nos hace enfrentar  terrenos desconocidos. La rapidez en los avances informáticos hace que cada día surjan cosas sorprendentes. Pero también nos genera temores: ¿y si se roban mi información? ¿Estarán seguros mis datos? Se vuelve la interrogante de cada día en nuestra vida,  en nuestro trabajo.

Siempre debemos informarnos, consultar expertos y conocer los alcances de lo nuevo, para que cuando lo usemos, le saquemos el máximo provecho y evitemos riesgos innecesarios.